Screen%20Shot%202017-01-25%20at%2011.23.12%20AM.png

Ida B. Wells

Ida B. Wells fue una figura central del movimiento sufragista de principios del siglo 20 en EEUU, y en particular de los derechos de las mujeres negras. Sus padres contrajeron la fiebre amarilla y quedó huérfana a los 16 años. Ida fue a la escuela y luego a la universidad. Siempre fue una excelente oradora y de carácter curioso y desafiante. A los 22 años fue arrestada tras rehusarse a sentarse en la parte trasera de un tren. Luego demandó a la compañía de ferrocarriles y llevó el caso a la Corte Suprema de Tennesse. Y perdió. Todo esto pasó 30 años antes de que naciera Rosa Parks.

Su constante crítica a las condiciones paupérrimas de las escuelas públicas de Memphis provocó que la despidieran de su trabajo como profesora. Desde entonces se volcó al periodismo y al activismo, especialmente en contra de los linchamientos de hombres de raza negra que eran legales y comunes en esa época.

Muchas sufragistas, como Susan B. Anthony (quizás la figura más conocida del movimiento), eran racistas y creían que la segregación entre negros y blancos era indispensable. No creían que los negros, en general, y las mujeres negras en particular debían acceder al voto. Ida no solo tenía que luchar ante una sociedad entera que se negaba rotundamente a reconocer los derechos de las mujeres en el ámbito público, muchas veces fue marginalizada por sus propias “compañeras de lucha“. Se casó y tuvo hijos, pero siguió trabajando como periodista, lo cual era poco común. Cuando le preguntaban por qué, ella respondía: “el periodismo es el primer amor de mi vida, y quizá el único”.