Espacios Secretos:

Entrevista a Karla Gachet

Por Fabiola Cedillo y Nessa Terán

  De la serie Latinx Power - Karla Gachet

De la serie Latinx Power - Karla Gachet

Karla Gachet es, sin duda, un referente de la fotografía en el Ecuador, gracias a la intimidad y complicidad que genera con sus retratados, las mismas que sobresalen en cada una de sus fotos. Ha sido premiada por el World Press Photo y el POY Latinoamérica y ha expuesto su trabajo en Londres, India, China, Perú, entre otros. En esta entrevista conversamos acerca de cómo ha impactado el ser mujer en su trabajo, los temas que más le interesa fotografiar y el por qué de de la necesidad dedicarle un espacio a las mujeres fotógrafas ecuatorianas en el circuito de exhibiciones.

¿Cómo empezó tu camino por la fotografía? Cuéntanos cómo decidiste que esta sería tu profesión?

Siempre me gustó el arte y también el periodismo. Vi el trabajo de alguien que hacía fotografía de prensa y me impactó tanto, que ese momento supe que era lo que yo quería hacer. Me cambié de carrera de Diseño Gráfico a Comunicaciones en Masa con énfasis en Fotografía Documental. 

Eres una de las fotógrafas con mas trayectoria del país, sabemos que tu carrera no se ha desarrollado del todo aquí. ¿crees que es necesario irse del país para lograr ejercer como fotógrafa o las nuevas fotógrafas pueden encontrar oportunidades aquí? 

Creo que cada quien tiene su camino que tiene que seguir en esta profesión, y salir o no salir no te va a hacer mejor, ni peor, fotógrafa. Tal vez lo que te da el salir del país es hacer conexiones en otros lugares, pero si tu trabajo es fuerte eso se va a dar no importa en donde estés. Ahora vivimos un mundo más globalizado (para bien o para mal), gracias a las redes sociales. Cuando yo volví a Ecuador  en el 2004 no conocía a nadie en medios y no tenía idea por dónde empezar a buscar trabajo ni cómo era vista esta profesión en el país. Me acuerdo que llamé al diario El Comercio preguntando si aceptaban pasantes, y me dijeron que solamente si venían de La Universidad Católica o de la San Francisco. Otra vez, le seguí a un fotógrafo de este diario pidiéndole de favor que le de mi portafolio al editor, por si acaso se abra alguna plaza de trabajo. De coincidencia buscaban contratar a alguien. Con la experiencia del diario, fotografiando tantas coberturas y aprendiendo a ser periodista, armé un portafolio más fuerte y me volví mejor contando historias. Esto me empujó a querer ser freelance para poder hacer los temas que yo quería, sin límites de tiempo. Y freelanceando aprendí que hay que hacer de todo un poco para sobrevivir. El reto es no solo sobrevivir sino acordarte por qué escogiste hacer lo que haces y tener la disciplina de trabajar tus temas. Yo siento que mi carrera si se desarrolló en mi país y las oportunidades empezaron a llegar luego de hacer muchas historias que me importaba contar. 

  De la serie Esmeraldas - Karla Gachet

De la serie Esmeraldas - Karla Gachet

¿Cómo ves la fotografía en el Ecuador ahora mismo con respecto hace 10 o 15 años atrás? Que ha cambiado?

Ha cambiado la manera en que los fotógrafos se ven a si mismos. Cuando yo empecé a trabajar en el país, me acuerdo sentir que yo era la última rueda del coche. El editor, periodista o diseñador te decían como querían las fotos, a veces enseñándote fotos de otros lados para que por poco copies la "imagen" que querían. Casi nadie trabajaba sus propios temas, era mas bien hacer coberturas diarias y se volvía muy mecánico. No había mucho aporte creativo por parte de los fotógrafos. Yo sentía que la fotografía de prensa era una fórmula  y había que adaptarse a esto, para que no le hablen a uno por querer salir del molde. Una vez trabajé para una revista que quería llegar mas a las élites quiteñas, entonces no quería publicar temas en los que la gente no sea bien blanquita. Me acuerdo que el editor general decía que a el lo que le gustaba era la fotografía "clásica" solo en blanco y negro, que esa era la única que valía la pena. Yo amaba el color y la cultura popular, o sea nada que ver. Siento que el fotógrafo no tenía voz propia, que las fotografías eran vistas solo como acompañamiento a una nota. Hoy hay tantas propuestas fotográficas de calidad que han elevado el nivel en el país. Creo que el hecho de hacer talleres, exposiciones… etc, ha dado un impulso sobre todo a los fotógrafos independientes. Hoy se entiende mas a la Fotografía Documental como una manera de contar historias con herramientas visuales y auditivas y no solo como el complemento a una nota escrita. 

¿Qué piensas de esta primera convocatoria de Foto Album, es necesario hacer una edición exclusiva para fotógrafas mujeres en estos tiempos?

Si viviríamos en un mundo mas justo en el que hombres y mujeres tienen las mismas oportunidades y visibilidad en su trabajo, pensaría que no es necesario. Pero en nuestro medio seguimos viviendo un patriarcado. La fotografía, sobre todo de prensa, siempre ha sido dominada por hombres. Entonces una tiene que esforzarse el doble para que le tomen en cuenta. Me acuerdo que en un trabajo me dijeron: "Ojalá si sepas hacer fotos porque las "viejas" por lo general tienen buenos portafolios y a la final no rinden en el trabajo."  Otra vez alguien me dijo: "¿Porque no vas y le dices a tu marido que te enseñe a tomar fotos?" o "esa no es cobertura para mujeres, necesitamos a un bien hombrecito," entre otros. ¡Peor cuando una ya es mamá! Es como un suicidio laboral el atreverse a tener familia (y eso en todos lados no solo en Ecuador).  Entonces sí, estoy de acuerdo que hayan propuestas como FotoAlbum y hacer exposiciones del trabajo de mujeres, curado también por mujeres. El reto creo que es el lograr una edición fuerte sin estereotipar los temas escogidos por haber sido hechos por mujeres. 

  De la serie The Garden of Eva - Karla Gachet

De la serie The Garden of Eva - Karla Gachet

¿Cómo has mediado entre tus proyectos personales y tus proyectos comisionados, una fotógrafa puede vivir de la fotografía documental? ¿O tiene que hacer fotoreportajes periodísticos para medios o publicidad para poder vivir de la fotografía?

Yo he hecho de todo. He dado clases, he hecho bodas, catálogos de rosas, publicidad, etc etc.. nunca me atrajo tanto la fotografía publicitaria pero tal vez hubiese sido lo mas práctico de hacer, porque ahí pagan mucho mejor.  La fotografía editorial, para medios de comunicación, es la que peor paga. Me acuerdo, hace años, que había medios que contrataban freelancers y pagaban $40 al día (supongo que ahora pagan más pero igual no debe ser tanto), y te sacaban la madre. Como mi pareja también es fotógrafo independiente, ha sido aún más complicado el vivir sin tener ninguno de los dos sueldo fijo. Pero siempre hemos encontrado la manera de financiar nuestros proyectos y sabemos que esta no es una profesión que uno escoge porque se va a forrar de dinero. 

Eres parte del colectivo Runa Photos, háblanos de tu experiencia y las dinámicas que realizaban con tus colegas

Ivan y yo creamos Runa porque queríamos participar en concursos con historias que habíamos hecho juntos y solo había como hacerlo si eras parte de un colectivo. Así que nos inventamos Runa Photos. Luego no dimos cuenta que Runa podía ser algo mas que solo el trabajo de los dos. Conocimos a Misha Vallejo y nos atrajo su estilo que era muy diferente al nuestro, y sobre todo sus ganas de trabajar. Lo mismo pasó con Raúl Amaru Linares, nos atrajo su ojo y su pasión por lo que hace. Con Runa hemos editado la revista Waka, dictado talleres y realizado experimentos fotográficos como el #runaflirts en Instagram. Es difícil mantener un colectivo en el que todos vivimos en lugares y realidades diferentes, ¡pero ahi le damos!

  De la serie Latinx Power - Karla Gachet

De la serie Latinx Power - Karla Gachet

Tu pareja también se dedica a la fotografía. ¿Cómo es esa dinámica de la vida en pareja cuando comparten una profesión, son críticos con el trabajo del otro?

Siempre hemos sido críticos del trabajo del otro, por eso nuestra relación ha funcionado en ese sentido. No nos lanzamos flores, somos honestos con el trabajo del otro. Además somos competitivos, que también ha resultado bueno porque ninguno de los dos se quiere quedar atrás. Ivan y yo tenemos personalidades súper diferentes. El es muy disciplinado y convencido de lo que quiere y tiene que hacer para lograr sus metas. A mí me cuesta tener disciplina, y me encanta divagar y darme un millón de vueltas. Entonces él me ha ayudado a concretar y yo le he ayudado a relajarse y no siempre ir en línea recta. La combinación ha sido buena, no fácil, mas bien súper compleja. Pero hasta ahora seguimos escogiendo estar juntos y trabajar juntos. 

¿Cuáles son los temas hacia los que más te inclinas en tu trabajo, algunas causas con las que te identificas?

Los temas que más me gustan son con los que me conecto en algún nivel. Los temas en los que consigo intimidad con mis sujetos y siento que estoy entrando en espacios secretos. Siempre me he inclinado por dar voz a los sectores invisibles de nuestra sociedad y mostrar su cotidianidad. Me gustan las historias que nos conectan como humanos. 

¿Crees que el género influye de alguna manera al momento de retratar o considerar ciertos temas?

No, porque no creo en la rigidez del concepto de "género", cada uno es un individuo con vivencias únicas. El ser mujer, hombre, trans, etc, no define como ves el mundo ni lo que quieres decir. Esta idea es demasiado simplista.  

¿Cuál sería tu consejo para una joven mujer que quiere dedicarse a la fotografía?

Sería el consejo que daría a cualquier otra persona: que salga a hacer fotos. Muchas, muchas fotos.